Los Quesos franceses más conocidos en España

0

Que Francia es el país del queso por excelencia conocido como “el país de los mil quesos”. A pesar de la enorme variedad de quesos con los que cuenta Francia, aproximadamente hay unas 400 variedades, cada una de ellas muy arraigada a cada zona. En este país ¿el queso es devoción; es historia, tradición, cultura y patrimonio gastronómico?, pues un poco de todo, tal es la devoción a el queso que como curiosidad indicaros que desde 2003 se instauró el Día Nacional del queso el 29 de marzo, a expensas de la Association Fromages de Terroirs.
Hoy os hablaremos de los más conocidos en nuestro país, que son cuatro: el Brie, el Camembert, el Emmental y el Roquefort.

Quesos de pasta blanda: Brie y Camembert

El Brie es un queso de pasta blanda elaborado con leche cruda de vaca. Se denomina así por la región geográfica francesa de la cual procede, la Brie. Su área de producción se extiende al este de París, en la región Isla de Francia.

El Camembert es un queso francés fabricado en Normandía. La zona de producción de esta denominación de origen destaca en el departamento de Calvados, pero incluye otros cuatro: Eure, Mancha, Orne y Sena Marítimo. Es uno de los emblemas de la gastronomía francesa.

Para muchos son de los más reputados de toda Francia y en nuestro país son comunes en menús cuidados y de cierto glamour por su textura cremosa. Ambos provienen de leche de vaca y tienen a sus espaldas una historia muy larga: el queso Brie surgió en el siglo XI y el Camembert, varios siglos después, en plena Revolución Francesa, en 1791.

En la cocina destacan por su cremosidad y su suavidad, la cual depende, en cierta medida, de su grado de curación. Los especialistas apuntan que ¿las aplicaciones culinarias del Brie son múltiples, pero quizá una de las más exquisitas es su utilización en hojaldres¿. El Camembert, por su parte, resulta delicioso empanado o frito, en nuestro portal podeís encontrar numerosas recetas elaboradas con estos quesos.

Queso de pasta prensada: Emmental

Es un queso de origen suizo, semejante al queso gruyer, hecho de leche de vaca, y con agujeros característicos. Se trata de un queso suizo alpino, proveniente del valle del río Emme. La denominación de emmental se trata de una denominación genérica que designa este tipo de queso con independencia de su lugar de producción. Es por esta razón que el verdadero queso originario se denomina Emmentaler AOC para diferenciarse del resto. Está elaborado a base de leche de vaca y se prepara en ¿las altas montañas, cuando los pastos están en su momento de mayor frondosidad y los animales tienen la leche más perfumada¿, comentan los especialistas. Así ha sido desde hace muchos siglos, concretamente desde la Edad Media.

Algo muy importante a tener en cuenta de este queso agujereado es la enorme cantidad de calcio, por lo que incluirlo en la dieta es muy aconsejable. En cuanto a su uso culinario, éste y los demás quesos de pasta prensada y cocida ¿funden y gratinan muy bien, además, son indispensables para las tablas y muy apropiados para las Fondues, ideales para bocadillos calientes, sándwiches, etc¿, destacan los expertos.

Quesos Azules: Roquefort

Es un queso azul francés de leche de oveja coagulada procedente de la región de Causses del Aveyron. La denominación de origen la obtuvo en 1925, en 1979 fue reconocido por la AOC y en 1996 por la AOP.
Se caracteriza por su sabor y por su aroma fuertes. Esto hace que sea un queso que tenga por igual amantes y detractores. Entra dentro de la familia de quesos azules que se caracterizan, como nos apuntan los expertos, ¿por el color de sus vetas interiores¿, así como por su textura y su sabor. La diferencia del Roquefort con los de esta clase es que se elabora con leche de oveja.

Probablemente es el más conocido y podemos considerarlo como el rey de los quesos y en la cocina conjuga a la perfección con multitud de alimentos. Tiene multitud de formas de degustarse, podemos hacerlo untandolos sobre pan de pasas o rústicos y resultan deliciosos; o para canapés y aperitivos; son perfectos para las salsas de carne y pescados grasos; también para las ensaladas, imprescindibles en las tablas etc etc

COMPARTELA:

Realizar Comentario